viernes, 27 de marzo de 2009

Amor náufrago



Ayer
cuando nadaba alegre y despreocupada
dentro del mar abierto de la vida,
en un momento de lucidez
me pregunté si nuestro amor
era sólo producto de una estupidez.


http://www.artmagick.com/images/content/steck/med/steck1.jpg

Hoy
si bien esta herida antigua
dentro de mí aún se va desangrando
tomo conciencia que mi pena,
por más grande que sea,
ya no la quiero seguir más cargando.

Mañana
recuerdos hundidos en el fondo de mi mar
darán paso a la alegría de vivir
y yo con un brillo color esperanza en los ojos
nadaré con fuerza hasta la orilla de mi vida
y volveré nuevamente a amar.

Marisol



Imagen sacada de
http://www.bing.com

7 comentarios:

Mª JOSE. dijo...

PARA TODO HAY UN AYER ,UN HOY Y UN MAÑANA..Y TU LO DESCUBRES DE MARAVILA¡¡ME ENCANTA LAMUSICA!
BESOS,MARISOL.
¿peter gabriel?

Neogeminis dijo...

Que así sea...un amor que hacesufrir no hay que seguir cargándolo. Seguro habrá otros esperando que nos brinden mejores horizontes.

Hermosa composición, Marisol.
tedejo un abrazo.

Luna dijo...

Hola cielo que lindo poema y la musica es preciosa me gusto muchisimo
un beso desde mi Luna

Quidquid dijo...

Ayer...normalmente lo recordamos con nostalgia.
Hoy...No sabemos aprovecharlo.
Mañana...Quien sabe que pasará.
Bonito poema

Aire dijo...

Nademos pues, nunca es tarde para amar dicen....
El amor nunca es producto de la estupidez.., sólo es amor..Que se pierda, de deshaga con el paso del tiempo, sólo es parte de su ciclo vital, el ciclo de la vida al que todo está sometido.
Un beso
Aire

Melancolía "La Dama de tus Pensamientos" dijo...

Y entonces.....
La brisa acariciará tu alma,
el mar mecerá tu corazón,
y el sol más bello,
iluminará tu vida,
con la sonrisa mas maravillosa.
Precioso cielo.
Un abrazo con mucho cariño y feliz fin de semana.

pande... dijo...

Hola Marisol, perdona, por no haber venido antes, he llegado y me encuentro con el rumor de unas olas, Amo La Mar, de una manera que me sobrecoge, nací en una isla en África y creo que de ahí ese Amor.

Vivo en Salamanca, no hay ese Mar, pero pienso irme de esta ciudad a una con La Mar en el Mediterráneo, cuando mi salud, y el duelo por la muerte de mi madre me lo puedan permitir, ahora estoy muy triste, ha fallecido apenas hace dos meses, mientrás dormía, se fue dulcemente a la edad de 78 años, y se fue como ella era, pura dulzura, bondad, tenía la cariña muy relajada, nadie lo esperaba.

Tu blog... con tus sentidos poemas es una maravilla, me he paseado con mucha quietud y paz por el, gracias, ha sido un regalo.

un beso

Maite