jueves, 28 de abril de 2011

Cuando llegué a estas tierras...


... traía un corazón alborotado
y un equipaje lleno de ilusiones y quimeras.

Nadie me advirtió que al cruzar el umbral 
de lo desconocido
ahogaría mi llanto, más de una vez,
sobre una almohada rellena de soledad y silencio.

Ahora aprendo a vivir con el alma desgarrada
y a descubrir que la felicidad se encuentra
a la vuelta de cualquier esquina del mundo.

Ya no lamo mis heridas como antes
cuando las sombras del pasado me envolvían.
No tiene sentido
seguir persiguiendo a mis fantasmas.

Mi corazón se resiste a ser un pozo
de amargura y grandes penas.
¡No quiero volver a huir más de mi misma!

La niña y adolescente  que me habitan
me obligan a ser feliz.
Regreso sin querer a mi punto de partida.

Marisol

http://public.blu.livefilestore.com/y1p1wlDY4VBxFBKRdLLSzey-yxU5LtO26U62B41_kTeBgHDoj-rQxEQNUQE0wDmEL1Hznr-2FZrlkTIz4N9TWgXSQ/CIMG3211.JPG?psid=1
Foto mía; tomada en "Wannsee", Berlín, Alemania

Este poema lo escribí en 1999 y publiqué en 2001. Y como me gusta mucho lo presento en este blog mío. Por un momento me visto de nostalgia ya que un 28 de abril de 1982 partí de Perú rumbo a Alemania sin pensar que terminaría quedándome en este país hasta el día de hoy. Acá también presento el mismo poema mío en la versión alemana.



Als ich in diese Länder kam...

...war mein Herz freudig erregt und ich trug
ein Gepäck voller Illusionen und Chimären.

Niemand machte mich darauf aufmerksam,
dass ich beim Überschreiten der Schwelle
des Unbekannten
mehr als einmal meinen Kummer in einem Kissen,
vollgestopft mit Einsamkeit und Schweigen,
ersticken würde.

Jetzt lerne ich mit zerrissener Seele zu leben
und zu entdecken, dass das Glück sich hier
und hinter jeder Ecke der Welt finden lässt.

Jetzt lecke ich nicht mehr meine Wunden wie früher,
als die Schatten der Vergangenheit mich enhüllten.
Es ist sinnlos,
meine Gespenster weiterhin zu verfolgen.

Mein Herz weigert sich, ein Brunnen
voll Bitterkeit und großem Leid zu sein.
Ich möchte nicht weiterhin vor mir selbst fliehen!

Das Kind und die Heranwachsende, die in mir sind,
zwingen mich glücklich zu sein.
Ohne zu wollen kehr' ich zu meinem Ausgangspunkt zurück.


Wera Zeller (1925-2009)
Traductora y escritora alemana

4 comentarios:

Taty Cascada dijo...

Y has salido airosa Marisol...Los cambios siempre son positivos, aunque a veces se generen lágrimas.
Un beso.

David dijo...

Me encanta.
Tanto la versión española como la alemana. :)
Un saludo Marisol!

Aurora dijo...

Hola Marisol !

Bello poema lleno de morriña ( como se dice en Galicia ) lleno de nostàlgia, hermoso, muy hermoso- A mi tambièn me paso algo asi hace muchos, muchos años cuando parti de Buenos Aires rumbo a España-
Ahora esta es mi casa, mi ciudad y la amo profundamente- pero los recuerdos siempre estan ahì.
Hermoso poema !!

Un beso

Aurora

Pmartimor dijo...

No tenemos más remedio que crecer en lo que creemos adversidad:)
No creo que los caminos estén marcados o predeterminados, pero sí que hay algo que nos lleva hacia metas que a veces no acabamos de entender.
Un abrazo
Pablo.