jueves, 18 de marzo de 2010

Y es que...




http://4.bp.blogspot.com/_jE7fRRNnrxo/SAhkvT2MiOI/AAAAAAAAAK8/vNuFeBwDoao/s320/tu+ausencia.jpg


¿Dónde quedó el encanto sutil 
de tu ausencia?
En el horizonte de mi alma...
Y si te busco... no te encuentro.

Y aquí yo quedo sola
en silencio nuevamente
con un mar sin respuestas
delante mío.

Y es que...

Marisol


11 comentarios:

Patxi. dijo...

pelear y buscar. El silencio es buen aliadosi es silencio.

JAM dijo...

Me gusta tu blog! te sigo, un abrazo, cuidate ;)

victorysilcana dijo...

Marisol, a veces un solo ser que nos falte... es mucha falta, pero se sigue viviendo. No queda otra ¿no?.
Saluditos.

Juan Carlos dijo...

Cuando la ausencia ya no es mágica se torna gris y con ese mar que tu describes perfectamente.

un gusto visitar tu blog. Saludos

Juan Carlos.

Bitácora del Gran Lobo Gris dijo...

y sin embargo esa mar contiene todas las repuestas- y las preguntas tambien.

David dijo...

Nada hasta hacer que ese mar tenga un sentido en tu vida. :)
Un beso Marisol.

Dean dijo...

Esas ausencias que nunca tienen respuesta nos dejan a merced del oleaje marino.
Un saludo.

Cassiopeia dijo...

Mari, pasa por casa, que tienes un regalo.

pmartimor dijo...

Aunque parezca petulante por mi parte, creo saber lo que andamos buscando.
Decía Antonio Machado:
Señor, me cansa la vida,
tengo la garganta ronca
de gritar sobre los mares,
la voz de la mar me asorda.
Señor, me cansa la vida
y el universo me ahoga.
Señor, me dejaste solo,
solo, con el mar a solas.
O tú y yo jugando estamos
al escondite, Señor,
o la voz con que te llamo
es tu voz.
Por todas partes te busco
sin encontrarte jamás,
y en todas partes te encuentro
sólo por irte a buscar.

Un abrazo. Pablo.

mi nombre es alma dijo...

Y es que una ausencia es siempre perplejidad.

Un abrazo

Gabriel dijo...

Y es que ... en el horizonte, donde se pierde la mirada, navega la esperanza en cada nueva luz que por ahí asoma.

Un abrazo